Skip to content

La planta onceava

11 abril, 08

Mensaje original remitido por un empleado a sus compañeros más
allegados:

“¿Os habeis fijado en un detalle de esta empresa? No hay, en los puestos que llamamos “de andar por casa”, ningún compañero que supere los 45 años de edad. En algunos altos cargos si que podemos sospechar que los haya. Fijaos en los directores territoriales y en Gerencia. El resto somos todos relativamente jóvenes. ¿Que pasa cuando llevas 15 años en la empresa?

Y otra cuestión. ¿Por que la gente parece envejecer tán pronto en esta empresa? ¿Veis a mis compañeros más veteranos? No tienen cinco o diez años más que yo y parecen viejos carcamales, demacrados, decoloridos,torpes, ojerosos…

Otras duda me asaltan la conciencia, amigos. ¿Que hay exactamente en la planta onceava? Una simple habitación de congresos, de formación, de reuniones. Nunca se utiliza. Da a un extenso mirador en el que nunca hay nadie. Una planta tán grande, sin utilizar. Es la planta que está aún por encima de la gerencia. Y después la extraña estructura del edificio, con dos cuerpos pequeños de unas cuatro plantas y un edificio central que es una de las torres más altas de la ciudad, con once plantas. En la cuspide, el logotipo de la empresa y todo con un resplandor rojizo ¿A que os recuerda?

¿Quien ese extraño anciano que tenemos en tareas meramente
burocráticas, como remitir los burofax a Correos? ¿Donde se sienta? ¿Por que no está en en el directorio? ¿Por que recorre las plantas como alma en pena? ¿Alguna vez lo habeis oido hablar? Yo creo que hace de enlace. Vigila. Seguid leyendo.

Yo a veces pienso que en esa onceava planta están los sabios
ancianos, con categoría 1-1, los verdaderos cerebros pensantes, todos
vestidos de cómodos trajes blancos de hilo natural, canosos pero
extrañamente rejuvenecidos. Sabios que deciden, Dios sabe qué, destinos…

¿Es ese también nuestro destino, la onceava planta? ¿Nos estan
envejeciendo en tiempo record? ¿Como es el aire que respiramos, que sale de las rejillas de ventilación centralizada? ¿De que está hecho ese papel reciclado que nos remiten y que lleva nuestro “logo”? Yo llevo poco más de un año en el edificio y me encuentro envejecido. Mirad vuestras fotos antes de llegar a La Torre. Espero vuestras reacciones”

Cuentan que al instante inmediatamente después de pulsar el botón
“ENVIAR”, las luces de todo el edificio se apagaron, no así los respiraderos que siguieron manando aire. Se encendieron las luces de emergencia, con elmurmullo que suele crear esta situación.

Al poco entraron en las dependencias de los receptores y el emisor
del mensaje unos señores, que llegaron por las puertas de emergencia, esas que NUNCA deben utilizarse, y se colocaron al lado de cada uno de losimplicados en el mensaje diciéndoles con voz grave “Haga el favor de
acompañarme”. Dicen que a alguno lo cogieron por el brazo, por debajo de la axila, para denotar la seriedad del momento, ante la estupefacción de suscompañeros.

Cuentan también como después se volvieron a encender las luces y
todo siguió como si nada.

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: